Las fachadas ventiladas en Santander son muy comunes de ver y es porque aportan elegancia y utilidad a un hogar. No obstante, con el tiempo se deterioran y por ello debes realizar una revisión de la tuya para comprobar que se encuentre en buen estado.

Las fachadas ventiladas en Santander están muy demandadas, y es que ofrecen grandes beneficios frente a las fachadas convencionales.

Proporcionan un excelente aislante térmico gracias al sistema de cámara de aire entre el muro del edificio y la cerámica. Esto conlleva un ahorro energético durante todo el año, ya que se usa menos el aire acondicionado en verano y se reduce el uso de la calefacción en invierno.

Este tipo de fachadas también son un buen aislante acústico. Y no nos podemos dejar atrás que son impermeables y evitan la eliminación del agua de condensación, haciendo menos propensas las apariciones de humedades y filtraciones.

Pero todo no es bonito. Cuando tienen su tiempo de uso, debes asegurarte de que estén en perfecto estado y para ello necesitas una revisión completa de la misma y llevar su posterior rehabilitación.

Primero se examina el estado de todos los materiales. Sigue la revisión de cerramientos y sistemas de retención o sujeción. En tercer lugar, debes comprobar el estado de la cámara de aire entre el muro y la cerámica y revisar el revestimiento de la fachada. Como último paso, esta inspección técnica revisará también otros aspectos, como la antigüedad de la fachada o las condiciones de salubridad.

Todo ello es muy importante para poder realizar una correcta rehabilitación de la misma a posteriori.

En Hefemar Empresa Constructora te ofrecemos el mejor servicio y asesoramiento para la rehabilitación de tu fachada ventilada. Contacta con nosotros, nuestros profesionales estarán encantados de resolver cualquier dudas que puedas albergar para la rehabilitación de tu fachada.